Nº Reg. Sanitario: C-36-000193

Servicios de fisioterapia y traumatología en Vigo

Puntos

Número de Registro Sanitario: C-36-000193

Fisiovigo somos un centro de fisioterapia dotado con los mejores profesionales de la salud. Ofrecemos un trato personalizado a cada paciente, disponiendo de los medios más avanzados para lograr una rápida recuperación en el menor tiempo posible.

Abrimos nuestras puertas en el año 1994 y desde el 2002 está gestionado por la actual gerencia. Contamos con un prestigioso cuadro de especialistas que estará siempre dispuesto al asesoramiento y colaboración con los médicos, pacientes, seguros médicos… entre el que se encuentra el Dr. Guerra, traumatólogo y cirujano ortopédico. Esto nos permite ofrecer a nuestros pacientes la posibilidad de una consulta traumatológica para conocer bien su patología y desarrollar el tratamiento más adecuado a la misma.

Consulta de traumatología

Nos preocupamos por su salud

Colaboramos con las principales compañías aseguradoras de salud como: Aegon Salud, Asisa, Caser, Fiatc, Unión Madrileña de Seguros, Sanitas, Asefa, Mapfre, Antares, Alares, Mutua Internacional, Cs 24, Avant Salud...

En Fisiovigo pretendemos ayudar a nuestros pacientes tratando patologías como el alivio del dolor, contracturas, artrosis, fibromialgia, fracturas y roturas de fibras, tendinitis, estrés… Para ello, nos servimos de las últimas técnicas y maquinaria más innovadora.

En Fisiovigo encontrará todas las prestaciones necesarias para mejorar su salud.

En nuestras instalaciones, además de despachos para consultas, disponemos de un gimnasio totalmente acondicionado para la realización de trabajos de rehabilitación y recuperación y de cabinas personales donde nuestros pacientes serán tratados con total privacidad.

Visítenos

Últimas noticias de Fisiovigo

Puntos
Articulación temporomandibular y su tratamiento con ondas de choque

Articulación temporomandibular y su tratamiento con ondas de choque

13/02/2019

ATM son las siglas que apodan los a la articulación temporo-mandibular, los trastornos que sufre esta articulación, como su propio nombre indica, afectan a articulaciones y músculos de la mandíbula que conectan el hueso temporal con ésta. El Síndrome de disfunción temporo-mandibular es la lesión más frecuente en relación con esta articulación. Son muchos los síntomas de esta patología y diversas las causas por las que se puede llegar a padecer, en ocasiones se confunden con problemas neuronales ya que suelen afectar a más zonas.

 

Síntomas y causas

 

Síntomas:

  • Dolor de cabeza
  • Presión de los músculos en la zona
  • Chasquido de las articulaciones
  • Bloqueo de las articulaciones
  • Dolor de cuello
  • Mareos
  • Dolor de oído y pitidos
  • Dificultas para comer o hablar

Causas:

  • Tensión muscular
  • Problemas en la anatomía de esas circulaciones
  • Mala colocación de los dientes
  • Estrés emocional
  • Bruxismo (apretar los dientes al dormir)
  • Malas posturas
  • Cirugías y facturas

 

Tratamiento con ondas de choque

 

Las ondas de choque son una terapia muy utilizada en la fisioterapia actualmente ya que resuelve muchas patologías que, de otra forma, tendrían que ser sometidas a cirugía para su curación. Son un tratamiento no invasivo que se aplica en tres pasos diferentes, en primer lugar se localiza el área a tratar, se aplica un gel y se procede a colocar en la zona el aplicador de ondas de choque.

Las ondas de choque son ondas acústicas que aportan energía a los puntos dañados y ayuda a su regeneración o reparación de los músculos, tejidos, huesos o tendones.

En Fisiovigo, tratamos los trastornos de la articulación temporomandibular con ondas de choque, en muchas ocasiones evitamos que nuestros pacientes tengan que ser sometidos a una cirugía y que en pocas sesiones mejoren su estado. Visítenos en nuestra clínica en Vigo y goce de los beneficios de los tratamientos con ondas de choque.

 

Diatermia

Diatermia

22/01/2019

La diatermia es considerada una tecnología que ayuda a mejorar y agilizar los procesos de rehabilitación y los tratamientos de fisioterapia. Lo que se busca con ella es aumentar la temperatura del área afectada, consiste en la aplicación de unas ondas que generan corriente de alta frecuencia que penetran en las capas profundas afectadas y que producen un efecto térmico. Este efecto térmico es producido porque la corriente que aporta la diatermia provoca el desplazamiento de cargas en los tejidos y por lo tanto, la fricción entre ellos da lugar a ese calentamiento.

Se trata de un método de transmisión de calor válido para ayudar a tratar lesiones que tengan que ver con la musculatura, los ligamentos, las articulaciones, huesos… Su nacimiento se puede remontar muchos años atrás pero no ha sido hace muchos cuando esta técnica ha empezado a ser usada dentro del mundo de la fisioterapia.

La diatermia ayuda con la reducción de las inflamaciones y contribuye a acelerar los procesos de cura en diferentes lesiones. Es una técnica muy utilizada en la fisioterapia ya que ayuda a tratar muchas de las lesiones o patologías más comunes en este campo de la medicina.

 

Tipos de diatermia

La diatermia no es un tratamiento invasivo y está comprobado que el calor que desprende a las capas interiores de nuestro cuerpo ayuda en gran medida a tratar patologías y lesiones y reduce considerablemente la sensación de dolor en el día a día.

- Diatermia capacitiva: está orientada a elevar la temperatura de los tejidos más superficiales.

- Diatermia resistiva: trata los tejidos más profundos desde su interior.

 

En Fisiovigo utilizamos esta técnica en algunos de los tratamientos que aplicamos a nuestros pacientes, siempre obteniendo los mejores resultados. Visítenos en nuestra clínica en Vigo o póngase en contacto con nosotros si quiere saber más sobre la diatermia y los beneficios de su uso.

Tratar patologías con ondas de choque

Tratar patologías con ondas de choque

16/01/2019

¿Qué son las ondas de choque?

Las ondas de choque son ondas acústicas de alta energía y frecuencia muy utilizadas en la actualidad en la medicina y en la fisioterapia para tratar tejidos dañados y reconstruir los mismos mediante la producción de colágeno. Ayudan a la reparación más rápida de los tejidos y al crecimiento celular; son usadas en la rehabilitación musculo-esquelética.

Hay expertos que aseguran que las ondas de choque podrían ayudar a solucionar problemas o lesiones que necesitarían cirugía para ser solucionadas. En función del tipo de patología que se quiera tratar existen dos tipos de ondas de choque.

 

Tipos de ondas de choque

- Ondas de choque radiales: las ondas se expanden en lugar de focalizarse en un único punto y llega hasta alrededor de los cuatro centímetros de profundidad. Es el tipo de onda más usado en fisioterapia ya que las partes del cuerpo que trata esta parte de la medicina no se encuentran a gran profundidad.

- Ondas de choque focales: las ondas se focalizan en un solo punto y alcanzan hasta 12 centímetros de profundidad con una energía más alta. En este caso la dispersión de la energía es muy baja comparada con las anteriores.

 

Las ondas de choque en la fisioterapia

El mundo de la fisioterapia ha sido beneficiado por la aparición de esta nueva técnica de la medicina ya que es ideal para el tratamiento de contracturas, dolores musculares y problemas en los ligamentos. Existen muchas lesiones para las que se se considera adecuado el uso de ondas de choque, algunas de ellas son la epocondilitis, tendinitis, fascitis plantar, osteocondritis, pesudoartrosis… Este tipo de tratamientos es muy utilizado en la fisioterapia actualmente pero es fundamental recibir previamente un curso de formación para realizarlo correctamente.

El proceso para llevar a cabo este tratamiento es localizar mediante palpación la zona afectada, aplicar un gel y colocar encima el cabezal del aparato. Por lo general, las ondas de choque tienen muy buenos resultados en la mayor parte de los pacientes pero no es un tratamiento indicado para todas las lesiones. Una de sus ventajas principales es que es una terapia pensada para evitar el dolor y para ir reduciéndolo considerablemente desde la primera sesión; las ondas de choque regeneran tejidos y ayudan a la prevención de otras lesiones.

En la clínica de fisioterapia Fisiovigo continuamos ampliando nuestra formación día a día y nos hemos formado a cerca de esta nueva terapia tan usada actualmente en la fisioterapia. No dude en acudir a nuestra clínica en Vigo, resolveremos todas las dudas que pueda tener sobre las ondas de choque y le ayudaremos a mantener su bienestar.

 

La condropatía rotuliana: la lesión del corredor

La condropatía rotuliana: la lesión del corredor

11/12/2018

Las lesiones de las rodillas son muy frecuentes en los deportistas, especialmente aquellos que se enfocan más a carreras de velocidad. Dado que es una articulación diseñada para soportar gran parte del peso del cuerpo humano, una mala práctica deportiva puede causar la aparición de una de las lesiones más habituales en los corredores: la condropatía rotuliana.

En Fisiovigo, queremos acercarte más este tipo de lesión para que aprendas cómo se debe tratar en el caso de que algún día acabes sufriendo esta lesión.

¿Qué es la condropatía rotuliana?

La condropatía rotuliana, erróneamente llamada condomalacia,es una de las afecciones de rodilla más comunes y más presentes en un centro de fisioterapia. Esta lesión puede producirse a cualquier edad y consiste en un desgaste, fisura o reblandecimiento del cartílago que aísla de fricción a la rótula y el fémur.

Aunque es considerada una de las lesiones típicas en el ámbito deportivo, su origen no siempre se debe a la práctica de este. Y es que existen otros factores que pueden llevar a un paciente a experimentar esta lesión. De hecho, puede ser causada por problemas estructurales o por obesidad o sobrepeso, debido al exceso de peso sobre la rodilla y la presión extra que se produce. Además, esta también puede ser producida por traumatismos repetidos de la rodilla y por movimientos repetidos que producen compresión del cartílago.

Los síntomas principales de esta lesión son:

  • Dolor en la cara anterior de la rodilla, relacionado principalmente con la actividad física, que suele empeorar al subir y bajar las escaleras. Este dolor también aumenta con la prolongada flexión de la rodilla que se produce por ejemplo al estar agachado.
  • Roces o chasquidos de la rótula sobre el fémur al realizar movimientos de flexo- extensión.
  • Debilidad del cuádriceps.
  • Acortamiento de la cadena muscular posterior.

 

¿Cómo se puede tratar la condropatía rotuliana?

Antes de iniciar cualquier tipo de tratamiento es necesario confirmar las causas que han llevado al paciente a sufrir esta lesión. El primer paso en el abaratamiento de la condropatía rotuliana es solucionar los factores que desencadenan o agravan el cuadro, es decir, la desalineación de la rodilla, la rótula alta, la obesidad o la meniscopatía.

Al mismo tiempo que se solucionan los factores asociados, se inicia el tratamiento médico y la rehabilitación fisioterapéutica para tratar de potenciar la musculatura. La rehabilitación fisioterapéutica es una solución al problema generador del roce. Con ella se pretende ganar amplitud articular si hubiese pérdida de esta, aunque no es lo más frecuente. También se trabaja el fortalecimiento muscular buscando el equilibrio entre las cadenas posterior y anterior y trabajando la inestabilidad de rodilla con trabajo propioceptivo. El proceso finaliza con la reeducación de la marcha.

Una vez que ya se logra el equilibrio muscular, una amplitud articular normal, una capacidad propioceptiva y una marcha funcional se le da al paciente el alta de fisioterapia, ofreciéndole la posibilidad de que vuelva a entrenar con un trabajo conjunto entre entrenador y paciente.

En el peor de los casos y cuando el tratamiento conservador falla o existan defectos circunscritos del cartílago es necesaria una operación quirúrgica.

En Fisiovigo, realizamos sesiones de fisioterapia con el fin de corregir la lesión de condropatía rutuliana. Si necesitas una rehabilitación fisioterapéutica o simplemente deseas conocer más en profundidad esta lesión, solicita una cita con nosotros y te resolveremos todas tus dudas.

Todo sobre la lesión de espondilolistesis

Todo sobre la lesión de espondilolistesis

30/11/2018

Tal vez en alguna ocasión haya escuchado el término de espondilolistesis pero le haya sonado a chino. Desde Fisiovigo queremos dar más importancia a esta patología y por eso te contamos los síntomas, la tipológia y sus tratamientos.


¿Qué es la espondilolistesis?

La espondilolistesis es el desplazamiento de una vértebra sobre otra. Cuando el desplazamiento de la vértebra se produce hacia adelante se denomina anterolistesis mientras que si se hace hacia posterior se conoce como retrolistesis.

Los médicos describen la gravedad de esta enfermedad en una escala de 1 a 5. El grado 1 indica que el 25% de una vértebra se ha deslizado hacia adelante sobre la que se encuentra debajo, un grado 2 ya indica un deslizamiento del 50% y así continúa hasta que el grado 5 representa un deslizamiento del 100%, conocido como espondiloptosis.

Según su origen se distinguen diversos tipos, aunque las más frecuentes son las tres primeras.

  • Degenerativa. Se da cuando es provocada pro la degeneración de los tejidos que estabilizan la vértebras como son el disco intervertabral, ligamentos o articulaciones.
  • Ístmica. Se debe auna espondilolisis, es decir, a unos trazos de fracturo o debilidades en la zona de la vértebra denominada “pars intearticularis” que provoca una sujeción insuficiente y su posterior deslizamiento.
  • Traumática. A causa de golpes, caídas o accidentes.
  • Congénita. Es la que se genera desde el nacimiento y se hace patente con la deformación de los huesos.
  • Patológica. Se produce cuando la espina dorsal se debilita por causa de alguna enfermedad, como la osteoporosis, una infección o un tumor.

Los síntomas que se dan son diversos pero los más destacados son:

  • Dolor que suele ser el motivo de la consulta, aunque el 50% de la espondilolistesis cursan de forma asintomática.
  • Alteraciones de los reflejos.
  • Claudicación intermitente de origen neurológico, sobre todo en espondilolistesis degenerativas.
  • Marcha “sui-generis”, es decir, es una marcha con flexión de cadera y de rodillas.
  • Aumento de la lordosis lumbar favoreciendo la listesis (desplazamiento) y el cizallamiento.
  • Contractura de la musculatura isquiotibial.

 

¿Cómo tratar la espondilolistesis?

La espondilolistesis se suele diagnosticar a través de una simple radiografía lumbar, aunque se suele complementar con radiografías funcionales o dinámicas y resonancia magnética (RM), TC o scanner. El tratamiento para esta patología puede ser conservador o quirúrgico, siendo más recomendado inicialmente el primero.

El tratamiento conservador suele ser a través de fármacos y ejercicio físico que se encamina a reforzar la musculatura de la columna vertebral. Además, los médicos recomiendan aplicar calor o hielo para reducir puntualmente el dolor localizado. De hecho, se aconseja aplicar hielo para aliviar el dolor o las molestias que se producen tras una actividad determinada, mientras que la aplicación de calor se emplea para relajar los músculos y promover el flujo de sangre y un entorno de ucración.

La cirugía, por su parte, se indica en grados moderados en los que no hay mejoría tras realizar un tratamiento conservador. Esta consiste en corregir la enfermedad fijándose con tornillos instrumentos CD o fijadores internos.

Sin embargo, aunque estos tratamiento pueden resultar eficaces, uno de los más efectivo suele ser la asistencia a terapias de fisioterapia. En estas sesiones se recomienda realizar una elongación comenzando con la de los isquiotibiales y progresando con el transcurso del tiempo. También, los fisioterapeutas suelen prestar demasiada atención a la elongación de los músculos isquiotibiales para aliviar la tensión en la parte baja de la espalda.

Si padece espondilolistesis, póngase en contacto con Fisiovigo. Le ayudamos a aliviar los dolores causados por esta patología.

La fibromialgia y cómo tratarla con fisioterapia

La fibromialgia y cómo tratarla con fisioterapia

15/11/2018

La fibromialgia se trata de una enfermedad reumática y crónica que consiste en la sensación de dolor en los músculos, ligamentos y tendones. Es una dolencia muy frecuente en la población afecta a más de un millón de españoles, la gran mayoría mujeres.

Es una enfermedad muy difícil de diagnosticar ya que consiste en una alteración en la percepción del dolor que hace que las personas que la padecen sientan estímulos dolorosos cuando realmente no lo son. Además todavía no existe un análisis para confirmarla.

Síntomas

Los síntomas principales de la fibromialgia son dolores generales, dolores de cabeza, cansancio, ansiedad, depresión o tristeza, problemas con el sueño, dificultad para concentrarse y rigidez muscular.

Se trata de una enfermedad sin cura pero si existen métodos para aliviar los síntomas de esta como dietas, fármacos y tratamientos fisioterapéuticos.

El papel del fisioterapeuta

La fisioterapia dispone de una gran cantidad de técnicas para ayudar a cuidar esta enfermedad y a disminuir sus efectos. En Fisiovigo sabemos como ayudar a todas aquellas personas que la parezcan para mejorar su calidad y su estilo de vida. La fisioterapia dispone de diversas técnicas como la masoterapia, la hidroterapia, la electroterapia o la termoterapia, entre otros.

El papel del fisioterapeuta reside en ayudar al paciente mediante tratamientos y con otras actividades más sencillas como estiramientos, movilidades articulares o fortalecimiento de la musculatura.

En Fisiovigo contamos con un equipo de profesionales especializados en rehabilitación y en el tratamiento del dolor, formados para tratar este tipo de enfermedades. Los tratamientos llevados a cabo por estos terapeutas contribuyen a facilitar el movimiento de los pacientes que padecen fibromialgia. También ayudamos a nuestros clientes a realizar estiramientos y movilidad articular para mejorar su actividad diaria.

Además, con nuestro servicio de electroterapia ayudamos a las personas con fibromialgia a aliviar su dolor y fortalecer sus músculos.

Si quieres saber más acerca de los tratamientos de Fisiovigo, ponte en contacto con nosotros y te asesoraremos de manera personalizada.

Calcificación de hombro

Calcificación de hombro

23/10/2018

La tendinopatía calcificante del manguito de los rotadores es un trastorno común que afecta predominantemente al grupo de edad entre 40 a 60 años, aunque no siempre se da en ese rango de edad, ya que es una lesión bastante común en deportistas que practican disciplinas que requieren de un uso prolongado de las articulaciones superiores.

Entre los deportes en los que más se da esta lesión, podemos destacar el balonmano, el tenis, el bádminton, el waterpolo y muchas otras disciplinas, en las que el hombro juega un papel fundamental a la hora de ejercer fuerza para ejecutar un lanzamiento, ya sea con una raqueta o una pelota.

La calcificación de manguito rotador es una lesión que afecta a los tendones encargados de estabilizar y centrar la articulación del hombro para su correcto funcionamiento. No se conoce con precisión el porqué de la aparición de estos acúmulos de calcio en el interior de estos tendones aunque muchas veces se achaca a sobreesfuerzos.

Causas

La causa de las calcificaciones del manguito rotador del hombro sigue siendo desconocida. Se han postulado diferentes teorías que incluyen las alteraciones metabólicas, la destrucción celular degenerativa y la precaria vascularización del tendón, favorecida por microtraumatismos de repetición así como causas genéticas. Se puede decir por tanto que la causa es multifactorial.

Tratamiento

En la mayoría de los casos, la tendinopatía calcificante es una enfermedad autolimitada, en la cual la calcificación se reabsorbe espontáneamente después de un período de unos pocos años o se trata con éxito conservadoramente.

En las fases formativas y de reposo de la enfermedad, si las medidas conservadoras fallan y el paciente presenta síntomas progresivos que interfieren con las actividades de la vida diaria, la eliminación de depósitos cálcicos puede estar indicada. Se ha demostrado que la resolución de la calcificación se correlaciona bien con la mejoría clínica de los síntomas y, por lo tanto, se han ideado diversos tratamientos para promover su eliminación.

La primera opción para tratar la tendinopatia calcificante del hombro es el tratamiento conservador:

  • El reposo de la articulación, antiinflamatorios no esteroides (AINE) y otros tratamientos físicos (onda corta, láser, ondas de choque, etc.).
  • Uso de la terapia de onda de choque extracorporal (ESWT)
  • Las infiltraciones locales con esteroides y anestésicos se reservan para los casos de fracaso de las medidas anteriores.


Si quiere saber más acerca de lesiones como la calcificación de hombro, póngase en contacto con Fisiovigo y deje que le asesoremos de manera personalizada.

Recuperación de plastia de ligamento interior

Recuperación de plastia de ligamento interior

09/10/2018

Para tratar lesiones de ligamentos de rodillas se suelen utilizar una técnica artroscópica con injerto del propio paciente en lesiones aisladas o de banco de cadáver en reconstrucciones multiligamentosas.

Tipos de injertos:

  • Hueso-tendón-hueso: de tendón rotuliano.
  • Tetrafascicular: de isquiotibiales.
  • La elección de uno u otro dependerá de las necesidades y características de cada paciente.
  • Realización de túneles óseos: Realizamos túneles anatómicos en tibia y fémur. Su idoneidad es el factor que más influye en los resultados.
  • Fijación de la plastia en los túneles: Con materiales generalmente reabsorbibles o que no necesitan extracción posterior (endo-button, tornillos).
  • Reparación de lesiones intra o extra articulares asociadas: Reparación meniscal con sutura si es posible o reparación de ligamentos laterales dañados.

Estas técnicas asociadas pueden modificar el protocolo de recuperación más adelante expuesto sobre todo durante sus fases iniciales.

PROTOCOLO DE REHABILITACIÓN ACELERADA DE UNA CIRUGÍA DE LIGAMENTO CRUZADO

En Fisiovigo trabajamos por establecer unos protocolos de recuperación lo más rápidos y efectivos posibles.

Objetivos

  • Control del dolor, derrame y edema.
  • Movilización y carga precoz de la extremidad.
  • Recuperación del Rango de Movilidad Articular (ROM), fuerza y propiocepción cumpliendo dos preceptos fundamentales: protección de la plastia y minimizar las complicaciones.

Colaboramos con los mejores seguros de salud

Puntos

En Fisiovigo tenemos convenios de colaboración con las principales compañías de seguros de salud, lo que permite a nuestros pacientes acceder a nuestros servicios de una manera más económica para ellos.

Entre las compañías aseguradoras con las que colaboramos se encuentran: Aegón Salud, Asisa, Caser, Fiatc, Unión Madrileña de Seguros, Sanitas, Asefa, Mapfre, Antares, Alares, Mutua Intercomarcal, CS24 y Avant salud.

  • Logo de Aegon
  • Logo de Asisa
  • Logo de Caser
  • Logo de Fiatc
  • Logo de Unión madrileña de seguros
  • Logo de Sanitas
  • Logo de Asefa
  • Logo de Mapfre
  • Logo de Antares
  • Logo de Alares
  • Logo de Mutua Intercomarcal
  • Logo de Canalsalud
  • Logo de Avantsalud

Instalaciones totalmente equipadas

En Fisiovigo contamos con unas instalaciones totalmente acondicionadas para que nuestros pacientes cuenten con la mayor privacidad y con la última tecnología al servicio de nuestros profesionales para el desarrollo de los distintos tratamientos.

Disponemos de un gimnasio totalmente acondicionado para la realización de trabajos de rehabilitación y recuperación, de diferentes cabinas donde nuestros pacientes serán tratados por nuestros profesionales con total privacidad, y de despachos para consultas.

  • Instalaciones Fisiovigo
  • Instalaciones Fisiovigo
  • Instalaciones Fisiovigo
  • Instalaciones Fisiovigo
  • Instalaciones Fisiovigo
  • Instalaciones Fisiovigo
  • Instalaciones Fisiovigo
  • Instalaciones Fisiovigo